¿Es mejor tener una mascota antes o después de la llegada del bebé? ?>

¿Es mejor tener una mascota antes o después de la llegada del bebé?

Definitivamente después. Las mascotas son parte importante en nuestras vidas, pero por desgracia cada animal implica una serie de características que no siempre van de la mano con el embarazo.

Existen varios animales que pueden acarrear dificultades para la madre y el feto. Por eso es mejor esperar al nacimiento para considerar la opción de una mascota. Antes, debes asegurarte que tu bebé no sea alérgico o padezca de asma u otra enfermedad respiratoria que pueda afectarse por los pelos del animal.

 

¿Cuáles son las mejores opciones para bebés?

Ciertamente los peces de colores ganan por esta categoría. Son llamativos y con sus movimientos estimulan la atención del bebé. Además no están en contacto directo con los niños, y no producen enfermedades.

Luego estarían los perros. Si tu niño es saludable, no temas en conseguirle un cachorro de raza pequeña o un labrador, si prefieres las mascotas grandes. El apego que llega a sentir un perro por un bebé es casi equiparable con el de los propios padres y para colmo de beneficios, de todos los mamíferos a escoger, son los más limpios y con menos gérmenes.

¿Qué no recomendamos? Gatos, aves y roedores. No es que los excluyas para siempre, pero es mejor esperar a que el sistema inmunológico de tu hijo se haya desarrollado lo suficiente. Esto ocurre generalmente después de los 5 años de edad. Entonces podrás darle cualquier mascota que elija.

 

La mascota como parte de la familia

Si eres de las personas que realmente ama a los animales sabes de lo que te hablamos. Desde pequeño puedes enseñarle a tu bebé a quererlos y apreciarlos como un miembro más del núcleo familiar.

Pero nunca olvides que a pesar de ser un padre responsable y con obligaciones para con el bebé, tu mascota también necesita de ti. Dale las atenciones debidas y cuídala para te acompañe a ti y a tu familia por muchos años.


Comments are closed.